Cómo reducir la sensación de estrés (4)

En el post anterior comentaba dos estrategias para afrontar el estrés: 1) buscar soluciones al problema que crees que te ocasiona estrés, 2) minimizar el peso o valoración negativa que le das a este problema (definirlo, concretarlo e intentar quitarle la mayor carga negativa, de forma que se intente ver más como un reto queSigue leyendo “Cómo reducir la sensación de estrés (4)”

Cómo reducir la sensación de estrés (3)

Hay muchas situaciones que nos pueden ocasionar estrés (problemas en las relaciones personales o familiares, problemas en el trabajo, dificultades económicas, problemas con la justicia, ruido excesivo o constante, las prisas o el ritmo de vida, etc). En sí mismo, cada uno de los problemas, puede tener “peso por sí mismo” para provocar estrés enSigue leyendo “Cómo reducir la sensación de estrés (3)”

Autoestima y estado de ánimo (4)

Nos habíamos quedado en las fortalezas personales. Ahora ya sabemos cuáles son. Hay que señalar que a lo mejor hay más, pero éstas son las que, desde el ámbito de la psicología positiva, han verificado que se pueden medir, analizar, estudiar y sacar conclusiones. Esta es la teoría, que como comenté, se puede ampliar enSigue leyendo “Autoestima y estado de ánimo (4)”

cómo reducir la sensación de estrés (1)

Como todos sabemos el estrés deriva de “stress” en inglés que significa entre otras cosas “tensión”. Eso es, un tipo de tensión que soporta nuestro cuerpo y nuestra mente, cuando no se hallan habilidades o capacidades para afrontar situaciones. La sensación de estrés (“sensación” porque lo notamos, no pasa desapercibido) aparece cuando la demanda externa (situacionesSigue leyendo “cómo reducir la sensación de estrés (1)”

Autoestima y estado de ánimo (3)

Comentaba en post anteriores que la autoestima y el ánimo están relacionadas. Y uno de los puntos de relación es la realización de actividades gratificantes (por un lado eleva el autoconcepto, o como mínimo, lo mantiene; y por otro eleva o mantiene el ánimo en virtud de las emociones positivas que genera esa actividad oSigue leyendo “Autoestima y estado de ánimo (3)”

Autoestima y estado de ánimo (2)

Comentaba en el post anterior la relación entre estado de ánimo y autoestima. Y comentaba también que la autoestima se puede equilibrar o fortalecer a través de la realización de pequeños proyectos personales. Pero, ¿qué proyectos tengo que emprender para aumentar mi autoestima? esta es la cuestión, no vale cualquier proyecto. En este caso sonSigue leyendo “Autoestima y estado de ánimo (2)”

Autoestima y estado de ánimo (1)

Nuestro estado de ánimo tiene mucho que ver con nuestra autoestima. La autoestima no siempre la tenemos igual. A la vez que ahora nos miramos la temperatura corporal continuamente, también sería bueno mirar (con un termómetro especial) nuestra autoestima. Para ello es necesario que estemos más pendientes  de cómo nos sentimos a nivel interior, ya que, generalmenteSigue leyendo “Autoestima y estado de ánimo (1)”

Optimismo y autoestima

La autoestima está en todas las salsas y naturalmente está relacionada con los pensamientos y conductas de carácter optimista. Si una persona no cree en sus propias capacidades, es poco probable que perciba su futuro con optimismo. En cambio, una persona que es consciente de sus capacidades (y consciente de sus limitaciones), aumentan las probabilidadesSigue leyendo “Optimismo y autoestima”

Opción de alojamiento

Sí, en el Encuentro ofrecemos servicios de psicología con la opción de pasar un fin de semana, o unos días, disfrutando de nuestras Estancias para el Bienestar. Este pack contiene alojamiento, un buen desayuno , y actividades relacionadas con la psicología: consulta, psicoterapia o psicoeducación. El Encuentro, turismo rural y bienestar es una casa ruralSigue leyendo “Opción de alojamiento”

Más que terapia

La psicología en general es más amplia que la aplicación terapéutica. En numerosas ocasiones no tenemos claro si pedir la ayuda de un profesional de la psicología. ¿Por qué ocurre? por que, por lo general pensamos que sólo hay que ir al psicólogo cuando creemos que padecemos un trastorno mental. Y no es así exactamente.Sigue leyendo “Más que terapia”